Las 3 C de la credibilidad para optimizar tus mensajes a la prensa Compasivo, seguro y competente

Existen ocasiones donde el esfuerzo por transmitir el mensaje a la prensa de nuestra empresa u organización no logran el efecto deseado.

Notas de prensa, cobertura de noticias, publicaciones en redes sociales e incluso videos. Son formatos válidos para hacer llegar nuestro mensaje a los medios de comunicación.  

Los tres pilares de las comunicaciones efectivas, definidos como “las 3 C de la credibilidad”, nos permiten optimizar nuestro mensaje, tanto en una crisis, como en cualquier escenario.

Las 3 C de la credibilidad

Durante una crisis, los portavoces efectivos deben dejar a sus audiencias con la impresión de que son:

Compasivos: entienden y les preocupa el problema, así como la reacción, emociones y necesidades de sus clientes, y la comunidad en la que habitan.

Seguro: tienen confianza en sí mismos y en la empresa, lo que genera seguridad.

Competente: saben lo que están haciendo y tienen las herramientas para lograrlo.

La comunicación no verbal juega un papel particularmente importante en la forma en que los observadores evalúan el carácter de un individuo.

Si las partes interesadas los perciben como compasivos, competentes y confiados o seguros de sí mismos, es mucho más probable que crean sus mensajes.

De hecho, si eres realmente bueno en proyectar las 3 C, puedes salirte con la tuya frente algunos errores cometidos por la organización, y aun así ganar audiencia.

Estrategias para optimizar tu mensaje a la prensa:
Coordinación de todas las partes involucradas

Coordinar el esfuerzo para difundir un mensaje es complicado, e implica a muchas personas ajenas al equipo de comunicaciones.

Es importante involucrar a todos los departamentos de la empresa, motivándolos al explicarles la importancia de proporcionar datos de alta calidad de manera oportuna. Esto nos puedan servir para potenciar nuestros mensajes sobre los logros y resultados de la empresa.

Coordinar las relaciones y “puentes” establecidos con los medios de comunicación, también nos servirá para hacer seguimiento o generar nuevos mensajes de manera oportuna.

Consistencia en la entrega de la información

La naturaleza anual o trimestral de los informes nos puede convertir en una fuente confiable de información de alta calidad, que los interesados, esperan recibir.

Si nos retrasamos un poco en informar, ya el mensaje pierde notoriedad.

Y si nuestros mensajes ameritan ser comunicados de manera mensual o semanal, es aún más importante la puntualidad, ya que las personas interesadas estarán a la espera de recibir esta información.

Plan de manejo de crisis

Cómo enfrentamos una crisis u otra situación inesperada puede hacer o deshacer nuestro negocio.

Tener un plan de gestión de crisis en funcionamiento le permite a tu empresa operar de la manera más normal posible a través de una crisis y preservar su imagen.

Las comunicaciones internas y externas son especialmente importantes durante estos tiempos para mantener la situación bajo control. Incluso si la situación no puede evitarse, lo mínimo que puedes hacer es estar preparado.

Definir tus mensajes clave

Los mensajes clave son los mensajes centrales que deseas que tu público objetivo escuche y recuerde sobre tu empresa.

Son una parte importante de una estrategia de relaciones públicas porque pueden dar forma a tu contenido y comunicar un mensaje unificado.

En una comunicación oral o escrita, que trate de transmitir un mensaje en específico, puedes incluir un mensaje clave para recordar o recalcar un mensaje central de tu empresa.

Tu marca tiene muchas capas que puedes promocionar. Encuentra los mensajes adecuados para contar cada aspecto de la historia de tu marca.

Si bien las herramientas pueden haber cambiado, el núcleo de lo que motiva al público a apreciar una marca, aún no lo ha hecho. La lealtad a la marca aún proviene del público en relación con la cultura y los valores de una empresa, y la creencia de que su credibilidad añade un gran valor.